fbpx
Banner Campaña Enseres y Basura Albatera

Ximo Puig apuesta por el acuerdo sobre el trasvase Tajo-Segura, pero advierte de que el Consell adoptará ‘soluciones jurídicas’ si ‘no se cumple con ese espacio de diálogo’

Considera "absolutamente irrenunciable" el trasvase y afirma que la Generalitat trabajará "en todos los ámbitos" al objeto de garantizar "agua para siempre" para la agricultura de las comarcas alicantinas

273

El president de la Generalitat, Ximo Puig, ha afirmado que trabajará para lograr un acuerdo en torno al trasvase Tajo-Segura, pero ha advertido de que, «si no se cumple con este espacio de diálogo», el Consell adoptará «soluciones de carácter jurídico», porque «está en juego la pervivencia de un sector fundamental para la economía» de la Comunitat Valenciana, como se ha demostrado ante la actual pandemia.

Puig ha defendido en este sentido el carácter «absolutamente irrenunciable» de las transferencias del Tajo al Segura y ha remarcado que el Consell actuará «en todos los ámbitos» para garantizar «agua para siempre» que permita atender las necesidades de la agricultura de la Comunitat Valenciana y cubrir el déficit de recursos hídricos que sufren de forma especial las comarcas alicantinas.

El president ha realizado estas declaraciones durante una jornada en la que ha visitado la balsa de la Comunidad de Regantes del Cuarto Canal de Poniente en Benferri y el pantano de Crevillent y ha mantenido en Elche una reunión de trabajo con representantes de la Comunidad de Regantes Riegos de Levante de la Margen Izquierda del Segura.

El jefe del Ejecutivo valenciano ha manifestado que «cualquier cambio de reglas tiene que estar acordado», y ha argumentado que resulta necesario consolidar el trasvase Tajo-Segura como garantía del mantenimiento del sector agroalimentario, que se ha mostrado «estratégico» en la actual crisis sanitaria.

El president ha subrayado en este sentido que el Consell está dispuesto «a dialogar y buscar soluciones», porque «no se trata de confrontar», sino de lograr un acuerdo. Para ello, se reunirá «con todas las personas que sea necesario». A este respecto, ha insistido en que el objetivo es «dialogar, hablar y acordar, teniendo en cuenta el interés general», lo que implica que haya «agua para siempre» para comarcas tan necesitadas como la Vega Baja y el Vinalopó, de las que ha recordado su condición de «huerta de Europa».

Se trata de conseguir que el trasvase esté garantizado «en las mejores condiciones posibles», y que la huerta alicantina «mantenga su fortaleza», ha señalado el president, que ha puesto también énfasis en el importante esfuerzo que ha realizado el sector agrícola en materia de modernización de riegos. »

Puig ha argumentado además que el sector agroalimentario es un «instrumento fundamental para el progreso» que permite tener «un pilar permanente en Europa», por lo que ha remarcado que el debate sobre el trasvase Tajo-Segura no se debe llevar «a las vísceras» ni considerar una «cuestión identitaria», porque lo que hace es garantizar la supervivencia de la agricultura, una pieza clave para la consecución de los objetivos de desarrollo sostenible.

«La Generalitat está al lado de aquellas personas que han hecho tanto esfuerzo» para contar con unos campos que proveen a Europa de «unos productos extraordinarios», ha añadido.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies