fbpx

Los padres y madres de Albatera rechazan la aplicación de la Ley del Plurilingüismo

Las AMPAS y la concejalía de Educación ponen autobuses para asistir a la Manifestación por el derecho a elegir la lengua vehicular de nuestros hijos y mostrar su descontento con la imposición de la Ley 4/2018 de Plurilingüismo

2.385

Este viernes la Casa de Cultura de Albatera acogía la charla informativa convocada por las AMPAS de la localidad para informar a los padres sobre la Ley 4/2018 del Plurilingüismo y sobre la manifestación en Orihuela sobre elegir el derecho a la lengua vehicular convocada por la FAPA Gabriel Miró para el próximo 18 de enero. A esta reunión asistieron alrededor de 100 personas, entre ellos, José Antonio Berná, concejal de Educación; Domingo Guillén, portavoz de Ciudadanos e Irene Mompeán, portavoz de VOX.

Las representantes de las AMPAS destacaron que lo único que se busca con estas reivindicaciones en defender lo que es mejor para los niños, ya que si se aplica la ley conllevará una bajada en la calidad de la educación de nuestros hijos, además de un aumento en el fracaso escolar en los niños más desfavorecidos.

Indicaron que según le han comunicado se aplicaría el 25% en valenciano y el 15% en inglés del total de horas lectivas de la Secundaria, a pesar de que la Ley recoge que es un 50%, por lo que “creemos que aunque ahora nos digan que es un 25% luego se convertirá en un 50% por eso queremos que nos lo digan por escrito, ya que hasta ahora nos han contestado de manera oral”. Una situación similar a la de la FAPA Gabriel Miró, quienes han solicitado en diversas ocasiones la interpretación de la ley por escrito, pero no han recibido respuesta de la Consellería de Educación.

Este plan, se prevé que se implante de manera gradual, por lo que afectaría directamente a los alumnos que ahora se encuentran en sexto de Primaria, y que el curso que viene iniciarán la etapa de Secundaria al mismo tiempo que el plurilingüismo comenzará a implantarse en las aulas del instituto.

Además, informaron sobre la propuesta del director del IES Antonio Serna para la aplicación de la ley el próximo curso, una sugerencia que se realiza en base a los profesores que tienen plaza fija en el instituto y establecen el número de asignaturas que se darán en los distintos idiomas.

En primero de la ESO, se darían las asignaturas de biología, tecnología, educación física y música en valenciano, mientras que en inglés no se daría ninguna. En segundo, física y química y tecnología en valenciano, en inglés se impartiría educación física. En el caso de tercero, Educación Física sería en valenciano y Plástica en inglés. En cuarto de la ESO, Geografía e Historia y Tutoría, se enseñarían en valenciano y Matemáticas en inglés.

En Bachillerato, en primero darían Matemáticas, Anatomía Aplicada, Griego, Religión, Tecnología Industrial y Tutoría en valenciano, mientras que Educación Física sería en inglés. En segundo: Historia en valenciano y Filosofía en inglés.

Las representantes de los padres y madres albaterenses, resaltaron que la comunidad educativa no está en contra de que se aprenda valenciano, sino de que se pretenda imponer, además de que creen que el profesorado no tiene el nivel adecuado para poder dar esas clases en inglés o valenciano, aunque tengan un B2 o la capacitación.

El concejal de Educación, José Antonio Berná, quiso añadir que “el director del IES ha elegido esas asignaturas en base a un criterio como lo es el profesorado con plaza en el centro”, sin embargo, agregaba que “el problema del IES es que solo el 50% de los profesores tiene plaza fija”. Por eso, “lo que podemos hacer para parar la ley es que se os escuché, mandando las propuestas por escrito y presentando recursos a la ley, porque la única manera de parar esta ley es por la vía legal”. Finalmente indicó que “lo que falla es la aplicación de la ley, que genera desigualdad entre los alumnos ya que los valencianohablantes aprenden una lengua mientras nosotros dos”.

El portavoz de Ciudadanos, Domingo Guillén, también quiso mostrar su opinión, apuntando que “quiero agradecer que hayáis venido a explicar la propuesta del centro que por lo que veo no es la que quieren los padres, pero porque no se está de acuerdo con la ley en general, y es que contempla varias contradicciones, como que a pesar de que los padres tienen derecho a la exención del valenciano, aunque se pida la exención los alumnos tienen la obligación de dar las otras asignaturas en valenciano”.

Finalmente las AMPAS informaron que desde la concejalía de Educación va a facilitar autobuses para quien quiera asistir el próximo sábado 18 de enero a la manifestación en Orihuela en contra de la Ley 4/2018 del Plurilingüismo y sobre elegir el derecho a la lengua vehicular de nuestros hijos.

También podría gustarte Más del autor

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies