fbpx

La flor de Pascua: símbolo de la Navidad

Pero como toda flor o planta requiere de ciertos cuidados para que nos dure más y sus flores no se sequen, por eso nos hemos acercado hasta Floriestería Marien para que nos aconsejen en cuanto a los cuidados que debemos seguir

171

La Navidad es época de tradiciones, por eso, en casa no puede faltar el árbol o el belén, así como tampoco podemos pasar sin decorar nuestro hogar con la flor de Pascua, y es que cuando comenzamos a verlas en balcones, casas y jardines, podemos decir que ha llegado oficialmente el tiempo de pascua.

Esta planta, también conocida como Poinsetia tiene su origen en México, donde ya en el siglo XVI los monjes franciscanos decoraban las iglesias con estas flores durante la Navidad. Según indica la historia, la Poinsetia le debe su nombre a Joel Roberts Poinsett, el primer embajador de Estados Unidos en México, quien a su vuelta a Norteamérica se llevó consigo esta original planta y comenzó a regalársela a sus amigos durante la Navidad, comenzando esta original tradición en todo el mundo.

Ahora, llegan semanas mágicas en las que sin duda esta flor no puede faltar, y que a pesar de sus múltiples variedades, la de color rojo continúa siendo la favorita en la mayoría de los hogares. Regalar la flor de Pascua, significa regalar Navidad, además de una original forma de desear al destinatario unas felices fiestas.

Consejos para cuidar de la Flor de Pascua

Pero como toda flor o planta requiere de ciertos cuidados para que nos dure más y sus flores no se sequen. Nos hemos acercado hasta Floriestería Marien para que su gerente, Gabriel, nos aconseje en cuanto a los cuidados que debemos seguir.

Estas plantas “se deben regar cada ocho o diez días, es mejor que se ponga el agua en un plato y que ella vaya cogiendo el agua, no hay que echarla directamente a la planta”. Además, la Flor de Pascua “no se debe mover de sitio continuamente, es mejor que esté en un sitio con luz y cerca de una ventana”.

Si la queremos tener dentro de casa “es conveniente que la calefacción no le dé directamente” añade Gabriel.

También podría gustarte Más del autor

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies