fbpx

El IBI bajará en 2018

Crónica del pleno de octubre

1.120

 

Ayer por la tarde se celebró el pleno ordinario municipal perteneciente al mes de octubre. El tema principal fue la bajada del IBI prevista para el año 2018, aunque también se trataron algunos temas de gran interés como la vuelta de Rosario Ballester, que se prevé cada vez más cercana. Regla de gasto, deuda, IBI y “los acuerdos del pleno se deben cumplir” fueron las palabras más repetidas de la noche.

En primer lugar se trató el plan de pagos que el Ayuntamiento tiene con la empresa Selesa y el factoring con BBVA. El concejal de Hacienda, José Quinto, explicó que pagando la última parte de la deuda con la primera empresa (unos 125.000 euros), se corregiría el plazo medio de pago a proveedores ya que esta deuda con Selesa es la que desvirtuaba el informe. Por otra parte, está la deuda del factoring con BBVA que son 47.000 euros. Estas deudas se podrían pagar a través de una modificación de crédito ya que el ayuntamiento tiene buenos resultados económicos.

Sin embargo la oposición parecía no estar de acuerdo con esto, Mila Pérez, concejala no adscrita, quiso recalcar que si el resultado económico es bueno, porque se adelantaban pagos a empresas pero se suben los impuestos. Domingo Guillén, portavoz del grupo de Ciudadanos destacó que “estamos de acuerdo en aligerar la deuda con Selesa para no tener que pagar después más intereses”.

Por otro lado, el portavoz del grupo popular, Federico Berná, preguntó por el informe de intervención que diga que al hacer esta modificación de crédito no se incumple con la regla de gasto. Adelantó que “el grupo popular va a votar en contra porque los acuerdos de pleno son para cumplirlos. Esta modificación no cuenta con los informes y por tanto no cumple con el acuerdo plenario”.

La alcaldesa y portavoz del grupo socialista, Rosa Guillén, aclaró que si “estas deudas no se pagan generan intereses que después debemos pagar, pretendemos ahorrar los intereses y que no suba nuestra deuda”. Gillén estaba convencida que “lo que el grupo popular quiere es condenar el presupuesto del año que viene y les molesta que nuestra gestión está siendo muy buena. Tenemos igualdad, mejoras en educación, cultura y deporte. Por eso quieren que en 2018 tengamos más deuda”.

A pesar del debate, el grupo popular seguía condicionando su voto a la presentación de los informes pertinentes, por tanto votaron en contra. La concejala no adscrita se abstuvo y Ciudadanos y PSOE votaron a favor, por tanto el punto no fue aprobado.

Para poder sacar adelante la ordenanza de bajada del IBI primero habría que ajustar el Plan Económico Financiero, según el concejal de hacienda, este informe “dice que seguiremos ingresando una cantidad suficiente para seguir cumpliendo con la regla de gasto”. Sin embargo, la duda estaba en si se necesitaba un Plan Económico Financiero o un Plan de Ajuste. Desde el grupo popular creen necesario que se revise lo último, ya que el que hay actualmente “es del año 2012, en el que había una situación totalmente distinta a la actual”.  A pesar de las dudas iniciales, este punto fue aprobado con los votos de PSOE, Ciudadanos y la concejala no adscrita, el grupo popular votó en contra.

En cuanto a la bajada del IBI, José Quinto explicó que “el IBI se sube un 9% en 2017 fruto del acuerdo que tomó el pleno en 2015. Esa decisión se tomó porque había que recaudar 200.000 euros para poder pagar”. Además también aclaró que “el Ayuntamiento pidió la actualización de los valores catastrales porque estaba sin pedirse desde 1987”. Aunque también reconoció que la actualización catastral sumada al aumento del IBI puede parecer mucho, por lo que “lo razonable es ir bajando el IBI conforme vaya subiendo el catastro”.

El grupo de ciudadanos presentó unas bonificaciones para aplicarlas dentro de la ordenanza del IBI, estas bonificaciones serían para familias numerosas. También informaron de una línea de ayudas para los locales comerciales donde se realicen actividades que fomenten el empleo. Por parte del grupo popular, su portavoz destacó que “deberían haber dicho a los ciudadanos que hacía falta recaudar y no hubiese pasado nada, pero no lo hicieron” y añadió que “se hizo una subida que jamás se debió hacer, por eso ahora no podemos estar más de acuerdo con la bajada del IBI siempre que hayan unos informes que nos digan que esto es legal”.

Finalmente este punto fue aprobado por la unanimidad del pleno, por tanto en 2018 nuestros recibos del IBI bajarán 9 puntos.

En cuanto al turno de ruegos y preguntas destacan varias cosas. La concejala no adscrita, Mila Pérez, quiso saber por qué no se ha pagado a los proveedores que han trabajado en las obras del museo, además de reseñar que las cosas se están haciendo mal porque “no se han hecho los trámites que se tenían que hacer”. Rosa Guillén respondió que “ese tema lo tiene que solucionar otra persona, yo no me puedo hacer cargo de algo que yo no he hecho mal”.

También se informó que Rosario Ballester ha informado que se incorporará en breve, aunque no ha especificado la fecha, ni se sabe lo que pasará tras su reincorporación.

Seguiremos informando.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: Alerta: Este contenido está protegido !!